¿Quieres ser Swing DJ?

Pon atención a esto.

 

Recomendaciones básicas para Swing DJing
Lo siguiente no pretende ser una guía de DJing, sino una colección de tips y temas a considerar para iniciarse en esta actividad; la mayoría basados en artículos compartidos al final de este texto. Este artículo te ayudará a comenzar tu carrera como DJ de swing, a mejorar prácticas que ya tengas o a crear una playlist para algún evento de swing.

1. Tu objetivo
“Your job as a swing DJ is to get the crowd high on jazz music”.
Como DJ de swing eres la persona más importante para entretener el evento de baile. Tus decisiones determinarán si la gente tendrá un buen o mal rato. Así, uno de los objetivos más importantes de un DJ es mantener la pista de baile animada e inspirada para que los bailarines puedan expresarse independientemente de su habilidad.

2. Toca SWING
“It don’t mean a thing if it ain’t got that swing!”
Suena obvio, pero es sorprendente la cantidad de eventos de bailes swing donde cabe preguntarse si quien pone música sabe qué es swing. A continuación encontrarás una lista de lo que mayormente se debe tocar en eventos de swing. Por supuesto, hay lugar para la variedad, pero el objetivo es crear una experiencia auténtica (por algo se llaman bailes swing).

 

Estilos primarios
• Swing
• Bandas pequeñas de swing
• Swing de los 30s
• Swing de principios de los 40s
• Bandas modernas de swing que suenan muy auténticas
• Canciones que no pueden ser otra cosa que swing

 

Estilos secundarios
• Jazz vocal temprano como Billie Holiday, comienzos de Ella, etc.
• Jazz como swing (Lincoln Center Orchestra, etc)
• Western Swing
• Swing vocal (como Mills Brothers o Delta Rhythm Boys)
• Jump Blues
• Trad Jazz
• Stride Piano
• New Orleans
• Gypsy Jazz

 

Nunca tocar esto (en serio)
• Chucherías (Muppets, etc)
• Canciones para reír, no para bailar
• Musicales de Broadway
• Swing a capela
• Canciones con violencia implícita
• Electro swing
• Pop
• Canciones con un cambio extremo de tempo en el medio (los bailarines a veces escogen pareja de baile de acuerdo al tempo)

Pon música (swing) que te guste y con la cual te den ganas de bailar (swing). Al hacer esto estarás poniendo tu sello y estilo propio. Sin embargo, no olvides que se trata de los bailarines y de mantenerlos bailando, no sobre ti.

Si tienes dudas sobre una canción, piensa si a Frankie Manning le gustaría (o a cualquier bailarín de swing que te guste). Si crees que no, probablemente es tiempo de volver a los clásicos. Apoya a artistas modernos de swing. Tócalos y, en lo posible, cómpralos.

Hay excelentes bandas con grabaciones de buena calidad y deberíamos hacer lo posible por publicitar su trabajo. Ejemplos de estas bandas: Glenn Crytzer, Meschiya Lake, Tuba Skinny, Solomon Douglas, Gordon Webster, Johnathan Stout, George Gee Swing Orchestra, The Careless Lovers, Titan Hot Seven, Casey McGill, Baby Soda y más.

 

3. Escoge apropiadamente
Sobre las canciones, lo mejor es mantenerlas alrededor de los 3 minutos de largo, a menos que tenga un swing increíble. La razón pasa por la resistencia de los bailarines, pero también por su comodidad. Es fácil preguntar a alguien con quien te divertiste bailando si quiere bailar otra canción, pero es complicado abandonar cuando no te sientes a gusto bailando con alguien por la razón que sea y la canción parece no tener fin.

El tempo en general es bueno mantenerlo entre 120 y 185 BPM. Sin embargo, depende de la comunidad. Si en tu comunidad hay gente que baila shag o balboa, tal vez debas considerar tocar más a menudo en el umbral superior o incluso más. No temas desafiar a los bailarines con ritmos rápidos.

Pon atención a la calidad de tus archivos. Considera que una canción se escuchará en tus audífonos de una manera muy diferente a una pista de baile llena de bailarines. Usa grabaciones en vivo con cuidado. Estas tienen la energía, calidez y magia del evento donde se grabaron, pero tienden a ser muy largas y a veces se sacrifica calidad.

 

4. Mira la pista de baile
En general, gente bailando es gente feliz. Tu objetivo como DJ es que todos estén bailando, por lo que debes preocuparte de que las canciones que toques funcionen. Observa siempre la pista de baile. Los bailarines, ¿parecen tener un ánimo relajado o energético? ¿Quiénes están bailando? ¿Todos? ¿Los más nuevos o los más avanzados? Fíjate en qué tipo de canciones los hacen bailar y cómo las bailan. Lo anterior presenta una dificultad clara: no bailar y hacer de DJ en el mismo evento.

Por último, no consientas demasiado a los nuevos bailarines. Necesitas mantener a los más avanzados bailando, pues estos estarán más tiempo haciéndolo y darán ejemplo a los nuevos. Esto implica que, si te gusta la música swing, toca swing que ames y así muestra el lado más profundo y encantador de la música y el baile. No caigas en lo fácil (ej. Rockin’ Robin).

 

 

  • La lista colaborativa creada recientemente por y para Swingtiago seguirá los lineamientos en este artículo expuestos.
  • Para mayor información acerca del debate sobre si Lindy Hop debería o no bailarse con música diferente a swing, Bobby White tiene un excelente resumen sobre el asunto en su blog.

 

Referencias
• Christian Bossert, (2010). 14 Tips To Become A (Better) Swing DJ. Link:

14 Tips To Become A (Better) Swing DJ


• Christopher (Yukio) Fonda, (2014). Have Music, Will DJ – Thoughts from a Swing DJ
Newbie. Link: https://swingdjresources.com/have-music-will-dj/
• Daniel Newsome, (2013). How to be a better Swing DJ. Link:

How to be a better Swing DJ

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

*
*
Website